Dieta Alcalina – Aprende cómo bajar de peso naturalmente

La dieta de la luna: corta pero efectiva

Descarga Nuestra App Gratuita - TopTrainer


TopTrainer

¿En qué consiste la dieta lunar?

A la mayoría de nosotros nos gustaría perder peso rápidamente sin esforzarnos demasiado, ¿verdad? Mucho se ha escrito acerca de las nuevas dietas que están saliendo y si realmente funcionan, pero ¿alguien ha probado la dieta de la luna?

la-dieta-de-la-luna

Recomendación: Quizás podría interesarte este artículo: La dieta del semáforo

La dieta de la luna consiste en no comer nada durante 24 horas cada vez que cambia de fase la luna (aproximadamente una vez a la semana). Para seguir esta dieta correctamente, debes saber la hora precisa de los cambios de fase y no comer durante 24 horas a partir de ese momento. Para saber con precisión cuando son los cambios de fase lunar, busca en google “cambio de fase de la luna.”, y encontrarás muchos sitios donde podrás ver la hora exacta del cambio de fase lunar.

Debes tener en cuenta que no es suficiente con iniciar la dieta una hora después de que la fase haya cambiado, o incluso cinco minutos después, debes iniciar en un minuto como máximo. Durante las siguientes 24 horas siguientes no debes comer alimentos sólidos, pero puedes beber jugo de frutas frescas, así que consigue un buen exprimidor para hacer unos deliciosos jugos de frutas y vegetales frescos!

¿Cualquier jugo de tienda es válido para esta dieta?

Los jugos comprados en tiendas contienen conservantes y añadidos, de modo que están totalmente prohibidos en la dieta de la luna, solo está permitido el jugo natural elaborado en casa, completamente libre de azúcares. Sin embargo, el té verde y otras infusiones de alcohol y la leche están permitidos.

jugos-para-la-dieta-lunar

Se dice que nuestros fluidos corporales se ven influidos por la gravedad de la luna, de igual modo que los océanos y ríos. Cuando la luna cambia de fase, durante las siguientes 24 horas esta influencia alcanza el mayor potencial, ya que toma 24 horas para que el campo magnético de la Tierra cambie.

 

Toda esta acción lunar obliga a nuestros cuerpos a purgar cualquier exceso de líquidos. Si dejas que tu sistema digestivo descanse por un día, perderás toda el agua sobrante y toxinas no deseadas acumuladas en tu cuerpo como resultado de una dieta poco saludable, la contaminación, un sistema digestivo lento o el estrés. Este material de desecho te hará ganar grasa si no se elimina.

Por estas razones, durante el cambio de fase de la luna el cuerpo puede reducir mucho mejor las toxinas de deshechos de tu cuerpo, es por ello que la dieta de la luna es un excelente modo de aprovechar los cambios de fase lunares. Otras dietas normales como la dieta rina únicamente se basan en la composición de determinados alimentos.

He hecho la dieta de la luna en algunas ocasiones, y habitualmente suelo perder medio kilo cuando me peso después del periodo de 24 horas de cambio de fase lunar.

Realmente no puedo decir con certeza si el peso se pierde, pero lo que puedo decir con certeza después de hacer la dieta de la luna, es que tengo la sensación de que tengo más energía los siguientes dos días posteriores a hacer la dieta de la luna, y mi piel siempre se ve muy bien también!

Entonces, resumiendo, ¿cómo hacer la dieta de la luna?

  • Cuando hagas la dieta de la luna no debes comer nada, sólo beber jugos exprimidos de fruta fresca o vegetales y té de agua (a base de hierbas o verde). El azúcar y la sal o las burbujas de las bebidas son mala elección. Sustituye el azúcar en tus bebidas por miel de abeja.
  • Los líquidos tienen una influencia muy favorable en nuestros cuerpos y estados de ánimo. Beber agua y té estimula la actividad renal, y ayuda a limpiar y desintoxicar nuestro cuerpo. Los jugos de frutas y verduras frescas fortalecen nuestro sistema inmune y favorecen un cuerpo sano. Por favor, no tomes alcohol durante el tiempo que hagas la dieta de la luna, ni tan siquiera un vaso de vino blanco! o la dieta no tendrá ningún efecto, ya que el alcohol nos deshidrata.
  • Después de las 24 horas, es aconsejable continuar con comidas ligeras, más verduras y frutas, y menos carne. Evita los alimentos fritos, intenta prepararlos guisados o al vapor, cocidos o al horno. Esto ayudará a tu cuerpo a mantener los beneficios de la dieta lunar.
  • A veces el cambio de fase lunar entra en vigor a diferentes horas del día, durante la noche, cuando la gente duerme, o durante el día, en plena jornada laboral. Nunca rompas la rutina normal de tu vida diaria, por culpa de la dieta de la luna. Las dietas no deben ser un impedimento para tus labores diarias, su misión es favorecer un ritmo diario sano y equilibrado.
  • El mejor inicio para la dieta es unas horas más temprano o más tarde de la mañana siguiente, no interrumpas tu sueño por culpa de las fases lunares.

Deja tu comentario!